Regístrate Accede a tu Cuenta

DESAFIOS ACTUALES EN LOS PROCESOS DE SELECCIÓN DE PERSONAL

Actualmente el mercado laboral se encuentra regido fundamentalmente por las características de personas jóvenes que se encuentran cambiando los paradigmas de los procesos de oferta y demanda laboral. Nuevas modalidades de negociación en las condiciones de ingreso, mayores exigencias, variables que cobran mayor relevancia y cierta informalidad en la participación de procesos de selección, parecen ser algunas de las características que desafían a las organizaciones a revisar sus metodologías de atracción, selección y retención de talentos.

Expectativas Salariales en Continuo Aumento

El contexto de elevada inflación y las negociaciones de convenios colectivos de trabajo que operan como referentes en el mercado, promueven que quienes buscan empleo tengan expectativas salariales cada vez más altas. Esas expectativas en muchas ocasiones entran en conflicto con los salarios de los-as colaboradores-as que ya se encuentran trabando en la organización en puestos similares.

Nuevas Variables de Contratación
No solo el sueldo inicial hoy es analizado; actualmente cada vez cobra mayor relevancia las políticas de actualización - salarial, condiciones laborales vinculadas a flexibilidad, modalidad de trabajo híbrida (presencial / virtual) equilibrio entre vida personal y laboral, posibilidades de desarrollo entre otras variables "soft" que no implican solo un buen salario inicial.

Competencias entre las Organizaciones
La alta demanda de puestos hace que las empresas compitan no sólo por atraer perfiles especializados identificados como "difíciles, sino también para puestos más tradicionales debido a sus expectativas económicas y vinculadas a la cultura de trabajo. La disponibilidad de puestos con especialización es limitada, dejando a los postulantes con posibilidades de "elegir" la propuesta que le resulte más beneficiosa.

Cambio de Paradigma en el Compromiso
 Los jóvenes en búsqueda laboral priorizan sus necesidades, sus intereses y proyecciones; por lo que aumentan las exigencias hacia las empresas y la informalidad en su participación de procesos de selección; no asisten a las entrevistas, parecen no prepararse para estas instancias, aumentan sus expectativas económicas durante el proceso e incluso no asisten a su primer día laboral.

Alta Rotación Laboral
Aun recientemente incorporado un-a candidato-a, continúan analizando proposiciones laborales, pudiendo abandonar posiciones a los días de ingresar. Los-as empleados-as con mayor antigüedad "miran" hacia afuera de la organización, atentos a nuevas oportunidades, aun encontrándose a gusto en su puesto actual y en un entorno positivo.
Exigencias crecientes en condiciones laborales, informalidad en la participación en procesos de selección, mucha demanda y limitados perfiles con especialidad son las nuevas condiciones del mercado.

Algunos de los desafíos para las organizaciones en sus procesos de reclutamiento y selección

Acelerar sus procesos de selección de personal y tomar decisiones en corto tiempo. Los jóvenes parecen no estar dispuestos a esperar definiciones, prefieren continuar su proceso de búsqueda laboral.
Conocer y analizar los sueldos de mercado pretendidos, no solo las escalas salariales vigentes o los sueldos que pagan las empresas.
Diseñar propuestas de contratación a medida de la persona que cuenta con el perfil que la organización necesita.
Definir y comunicar criterios claros de revisión de salarios.
Sumar y comunicar beneficios.
Organizar las estructuras, procesos y puestos a la rotación de las personas.
Adecuar su cultura de trabajo, acercándose a las demandas de las nuevas generaciones en materia de flexibilización laboral, trabajo remoto, equilibrio entre vida personal y laboral, aprendizaje continuo.
Implementar estrategias de desarrollo continuo, permitir el aprendizaje y actualización continua, la profesionalización y la adquisición de herramientas innovadores que generen valor profesional.   Sumar estrategias de devoluciones y feedforward que resulten motivadoras y desafiantes.
Profesionalizar sus procesos de onboarding (inducción), haciéndolos cada vez más personalizados, brindando claridad en cuanto a objetivos, metas , desafíos. 
Definir mentores o formadores que acompañen a los ingresantes durante su periodo de adaptación a la empresa para que la persona se sienta reconocido y cuidado.



buscar

Seguinos

Contáctese

Responde por favor: 3 + 6 = ?